Publicado el en Diseño-Web

El diseño web profesional es una necesidad para todas aquellas empresas y profesionales que de verdad quieren triunfar con su negocio. En pleno 2019 no tener una página web es un grave error. Pero hay que tener en cuenta que no vale cualquier diseño, se trata de tener una página web profesional, teniendo en cuenta las tendencias y que sea capaz de atraer público y generar conversiones.

5 razones para apostar por el diseño web profesional

1. Si no estás en Internet no existes

Esta expresión se ha convertido ya en todo un clásico de la era actual. Sabemos de sobra que cuando alguien busca información sobre cualquier cosa lo primero que hace es acudir a Internet a hacer una búsqueda.

La conclusión es clara: si todo el mundo está buscando en Internet, tu empresa debe estar ahí para que puedan encontrarla.

2. Ganar clientes y fidelizar a los clientes actuales

Un sitio web es una herramienta más dentro del marketing digital. Aquellas empresas que ya se han decidido a tener una página web profesional han notado un incremento en el número de clientes, al hacer llegar su marca hasta un público más amplio.

Pero no se trata solo de ganar nuevos clientes, sino de conservar los que ya existen e incluso conseguir que recomienden tu negocio. También una buena web puede ayudarte con este objetivo. A través de ella puedes ofrecer un espacio exclusivo con ofertas, información de utilidad, etc. dirigido en especial a aquellos que ya han comprado en alguna ocasión tus productos o servicios.

3. Mejorar la atención al cliente

Aunque estemos en un entorno muy digitalizado los consumidores siguen valorando una buena atención al cliente. No importa si han hecho su compra directamente online. Si tienen algún problema con la entrega, con el producto, o necesitan resolver cualquier duda, quieren ser bien atendidos.

Tu página web puede ser una buena alternativa para dar el servicio de atención al cliente. Puedes crear espacios de preguntas frecuentes que ayuden a tus clientes a resolver sus dudas, determinar claramente las vías de contacto e incluso usar un chatbot.

4. Tu negocio abierto 24/7

A cualquier hora del día y en cualquier lugar del mundo hay gente navegando por Internet, y todas esas personas se convierten en tus clientes potenciales.

Mientras que en un establecimiento físico tienes que cerrar durante unas horas, en un espacio online no. Puedes captar clientes e incluso realizar una venta en cualquier momento del día o de la noche, incluso los días festivos.

Un buen ejemplo son las tiendas online. Para el e-commerce no hay barreras, la tienda puede estar haciendo una venta un 15 de agosto mientras el propietario de la misma está tranquilamente pasando el día en la playa. Otro buen ejemplo es la hostelería, ya sea una página web informativa de un restaurante o una web para reservar en un hotel, tener un portal de tu negocio en internet junto un buen posicionamiento web, generará mayor porcentaje de conversión y aumentará tus ventas.

5. La publicidad es más barata

Promocionar tu negocio a través de vías tradicionales como anuncios en periódicos, en la radio o en vallas publicitarias puede llegar a ser bastante caro. Por el contrario, publicitar tu negocio en Internet es mucho más sencillo, eficiente y económico.

Además de tu web, puedes crear promociones específicas con landing pages para lanzar ofertas, promocionarte en redes sociales, comprar espacios publicitarios en otras webs, etc. Existen muchas maneras pagadas de llevar tráfico hacia tu web.

Necesitas una web, pero no cualquier web

Esta es otra de las grandes verdades del mundo digital. Tu negocio necesita tener una página web, pero no te vale cualquier cosa.

No es solo que una página de mala calidad no te ayude a cumplir tus objetivos, es que podría afectar negativamente a tu negocio. Si una página es de dudosa calidad lo más probable es que los clientes potenciales que lleguen hasta la misma acaben saliendo de ella en apenas unos segundos sin ninguna intención de volver.

Esto puede ocurrir si tu página tiene un aspecto desfasado, es de difícil navegabilidad, no incorpora el protocolo https de seguridad o tiene un contenido de mala calidad. Y estos son solo algunos ejemplos.

No importa si tu visitante es una persona con mucha experiencia online o si es alguien que no navega demasiado, todo el mundo es capaz de diferenciar una buena página web de una mala.

Lo bueno es que puedes evitar que tu marca dé una mala imagen si apuestas por un diseño web profesional, ya sea una página web en WordPress o una más compleja y totalmente personalizada.

Tu mejor alternativa para la creación de páginas web profesionales

Un diseño profesional requiere que detrás del mismo haya personas con formación, experiencia y con las herramientas más adecuadas. Y eso es justo lo que vas a encontrar en nuestra empresa.

Nuestro equipo está integrado por diferentes profesionales entre los que puedes encontrar especialistas en diseño web, programación, diseño gráfico y redacción entre otras disciplinas.

Esto implica que podemos ofrecerte un proyecto web llave en mano. Diseñamos tu web completamente desde cero y te la dejamos lista para que pueda empezar a posicionarse y a hacerte ganar clientes.

Pero siempre atendiendo a tus gustos y las necesidades de tu negocio. Tu página web no será una más entre el montón, será un trabajo totalmente personalizado y una herramienta verdaderamente útil para tu negocio.

Si has cometido el error de diseñar tu web tú mismo con WordPress, o de contratar previamente a alguien que realmente no era tan profesional como creías para hacer tu página, no te preocupes. En caso de que ya tengas un sitio web podemos trabajar sobre la base del mismo para convertirlo en un espacio totalmente renovado y que le resulte atractivo tanto a tu público como a los motores de búsqueda.

Una web no es un capricho, es una necesidad

A día de hoy tener una buena página web no es ningún capricho para empresas y freelancers, es toda una necesidad. Es la mejor herramienta que vas a tener para captar nuevos clientes y retener a los que ya tienes, creando una imagen de marca fuerte y fácilmente reconocible.

Un diseño web profesional no es un gasto, sino una auténtica inversión en tu negocio. Si tu página está bien hecha, recuperarás muy pronto lo que hayas invertido en ella. ¿Nos ponemos manos a la obra?